Barcelona és maca: CosmetikTrip14 (III)

Barcelona amaneció con un sol maravilloso en nuestro segundo día de CosmetikTrip y nada mejor después de disfrutar del fantástico desayuno del Barceló Raval que comenzar la manana de la mano de la Telva Beauty School y Yael Maquieira en un taller de automaquillaje donde aprendimos a sacarnos partido y a elegir los productos que mejor iban con nuestro tipo de piel.

 

Después pudimos disfrutar de las vistas de Barcelona desde la maravillosa terraza del hotel, donde nos esperaba Bioderma para hablarnos de la importancia de mantener nuestra piel limpia y tener una rutina de limpieza diaria (nos maquillemos o no, la polución afecta a nuestra piel).  Y no, no vale usar agua y jabón… ¡el agua del grifo no está libre de impurezas!. Mucho mejor agua micelar, como Sensibio, apta para todo tipo de pieles incluso las más sensibles.

Y como la polución no sólo afecta a nuestra piel, para que tomásemos conciencia de ello, Bioderma nos invitó a hacer turismo por la ciudad de forma sostenible, en bicicleta eléctica. ¡La experiencia me encantó!.

Y en bicicleta llegamos al Xalet de Monjuic, nuestra siguiente parada. Sin lugar a dudas, IMPRESCINDIBLE. Una materia prima de primera, cocina de la tierra y un equipo humano increíble, ¿se puede pedir más?. ¿Una curiosidad? Su comedor giratorio con unas de las mejores vistas de Barcelona.

Por la tarde, uno de los descubrimientos que me llevo de este viaje: los productos de Kevin Murphy que no conocía y pude probar de primera mano en BackStage Barcelona antes de terminar el día en Accés con una maravillosa cena maridando la cocina creativa mediterránea y la mejor compañía.

¡Adoro a mis compis! Creo que una de las mejores cosas del CosmetikTrip es precisamente el buen ambiente que se crea entre todas. Y con todas, pero especialmente con Isa tuve una química especial.


Nos quedaban sólo unas pocas horas en Barcelona pero las aprovechamos al máximo… Nuestra última mañana la pasamos en la Montibello Academy, una marca de la tierra pero que se ha convertido en todo un referente mundial.

Allí disfrutamos del tratamiento facial Vita Pure C para conseguir una piel más joven y bonita (os prometo que sólo por el cóctel de sensaciones que se  disfrutan durante el tratamiento ya merece la pena) y de las ondas con efecto natural para el cabello de It waves.

Para poner el broche de oro, la fusión entre Japón y Brasil de Ikibana, toda una experiencia gastronómica en un lugar MARAVILLOSO al que seguro volveré. ¿Cuándo repetimos?

Fotografías: Bretodó

Barcelona és maca: CosmetikTrip14 (II)
La mejor carta de presentación: una bonita sonrisa
Sin comentarios

Publicar un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies